top of page
  • We Love Villavo

Conoce la historia del Festival de la Canción Colombiana


La historia de la música recuerda a Villavicencio como la cuna de un importante festival que reunía los ritmos folclóricos de las diferentes regiones del país en un solo evento.


Se llamó el Festival de la Canción Colombiana y fue fundado en el año 1962 por el reconocido cantante y compositor araucano, Miguel Ángel Martín, para visibilizar a los llanos y promover la diversidad cultural del país.

Miguel Ángel Martín - Créditos a quien corresponda.

“Había en los años 60 un florecimiento de los deseos del nuevo departamento de presentarse, de hacer eventos que atrajeron la atención nacional, por eso el maestro Miguel Ángel Martín presentó en 1962 la iniciativa al gobierno departamental para la intención de hacer El Festival de la canción y el Torneo del Joropo”, le dijo a Radio Nacional de Colombia el historiador y miembro de la Academia de historia del Meta, Alberto Baquero Nariño.

Tan solo un año después de su creación nació el Reinado De La Canción Colombiana, donde se daban cita las mujeres más esbeltas y talentosas para concursar por la corona.

Fotografía Melecio Montaña - Créditos a quien corresponda.


El escritor Melecio Montaña Medina, en su libro Entre el Cielo y el Llano, mencionó que “1965 se le dio el carácter de reinado nacional”. Rápidamente se convirtió en uno de los festivales más importantes de Colombia y conglomerar a los mejores compositores e intérpretes.


La puerta del llano se convirtió en un municipio atractivo para los turistas, que ansiosos esperaban cada fin de año para ser partícipes del magno evento, recordado porque se presentaban grandes artistas como Arnulfo Briceño y Carlos Julio Ramírez, entre otros.

Arnulfo Briceño


En el marco del festival también se realizaban concursos de alta relevancia tales como “La Voz de Oro de la Canción Colombiana”, donde era premiado el mejor intérprete de los ritmos del folclor nacional, también se otorgaba un premio especial a las obras inéditas. Pero curiosamente, a pesar de ser un evento de tierras llaneras, la participación del joropo era poca, por no decir que nula.

“En esas épocas de los comienzos del festival la participación de los grupos de joropo era prácticamente nula, las obras de los concursantes eran mapalés, cumbias, currulaos, pasillos entre otros”, mencionó el arpista, músico y compositor llanero Fernando Lizarazo, en entrevista con Radio Nacional.

Fotografía de Fernando Lizarazo


Según el escritor, poeta y declamador casanareño Melecio Montaña Medina, el Festival de la Canción Colombiana, tenía por objetivo principal estimular el talento nacional y hacer que los grandes compositores del país se dieran a conocer.

“Se abrazan los compositores e intérpretes y se confunden durante tres días los diferentes ritmos y aires de la música patria. De igual manera se pretende con este hermoso encuentro de compositores, reafirmar nuestra propia identidad”, explicó Melecio Montaña en su libro Entre el Cielo y el Llano.

Fotografía de la Concha Acústica - Créditos a quien corresponda.


Quienes vivieron la experiencia de participar en este evento, recuerdan que las actividades se desarrollaban en sitios específicos de la ciudad, como el Parque Los Libertadores, la Plazoleta de los Centauros, la hoy abandonada Concha Acústica Arnulfo Briceño y el extinto Hotel Meta, en el cual desfilaban las candidatas al reinado internacional del festival.


Hace 53 años atrás, con la llegada del Torneo Internacional del Joropo, desapareció de manera casi repentina el Festival de la Canción Colombiana, para vivir tan solo en la memoria de quienes disfrutaron del folclor nacional en la puerta del llano.


Comments


bottom of page