• We Love Villavo

De Los Antecedentes | Así se fundó Villavicencio Capítulo 1.


Comerciantes y ganaderos provenientes de las lejanías del llano colombiano vieron la necesidad de construir las primeras casas en la región de Gramalote como un lugar de paso previo al ascenso hacia Bogotá por medio de caminos de herradura ubicados en la Cordillera Oriental.


A pesar de la decepción de las expediciones españolas y alemanas (realizadas entre 1531 y 1650) al no encontrar ElDorado, los conquistadores decidieron establecer los primeros centros urbano con el propósito de explotar el oro del río Ariari y las extensas praderas adecuadas para la Ganadería.

La Iglesia Católica con el respaldo del Virreinato de la Nueva Granada, envió varias órdenes a evangelizar los llanos orientales, destacándose la orden de los Jesuitas quienes para 1740 habían convertido la Hacienda de Apiay en uno de los Hatos Ganaderos más importantes de la región que terminaría por impulsar el desarrollo de la misma.


Durante las Guerras de Independencia (1809 - 1819), los Llanos de San Martín (actual Meta) no sufrieron grandes pérdidas materiales o demográficas como sucedió en otras regiones del llano como el Casanare, por lo que la actividad económica y su organización administrativa no se vieron tan afectadas.

Tras la independencia, los Llanos de San Martín, conformado por cinco pequeñas poblaciones: San Martín, Medina, Jiramena, Cabuyaro y Concepción; se mantuvo como Cantón de la Provincia de Bogotá y sus haciendas ganaderas y agrícolas siguieron creciendo, lo que representó un aumentó en el flujo de comerciantes y colonos que se vieron en la necesidad de ocupar las tierras baldías del pie de monte llanero.

Para el año de 1840, se empezaron a construir las primeras casas entre los ríos Guatiquía y Negro, en una zona conocida como Gramalote, haciendo relación a sus grandes pastizales. Gramalote, que luego pasaría a llamarse Villavicencio, se convirtió en ese lugar de paso de comerciantes y ganaderos que iban hasta la capital a abastecer el mercado de productos agrícolas y de carne vacuna; condición que justamente le valió ganarse el sobrenombre de “Portal del Llano” o “Puerta al Llano”, siendo esta ciudad la que daría la bienvenida a todos los que apostaban por un futuro prospero en estas prometedoras tierras llaneras.


La colonización de tierras baldías no se detenía y aunque encontró inconvenientes con algunos bandidos que impedían a los colonos sembrar cacao y caña de azúcar o los obligaban a pagar impuestos ilegales, para el año de 1845, Gramalote ya contaba con un poco más de 100 habitantes.

Este pillaje en contra de los colonos, le valió al entonces Gobernador de Bogotá, Alfonso Acevedo, para emitir una orden al jefe político de Cáqueza (también Cantón de la Provincia de Bogotá), quien debía desplazarse a la nueva población de Gramalote para dar captura a los bandidos que azotaban la región y de paso adelantar un plan que consistió en ubicar un área ideal para edificar una plaza principal con ocho calles a su alrededor y la construcción de una iglesia, una casa cural, la escuela, la cárcel y la casa municipal.

A pesar de la orden política de edificar la plaza central que al día de hoy se ubica en la ladera del Cerro del Cristo Rey entre las calles 41 y 38 y hasta la carrera 30; la fundación de Villavicencio se debe más a la colonización espontánea que a una iniciativa de gobierno.

Esta producción ha tenido como fuente bibliográfica los libros “De pueblo de Frontera a Ciudad Capital” de Jane Rausch y “El Centro Fundacional” de Nancy Espinel Riveros y Ángel Núñez de Velasco.

#Editorial #Historia

Suscríbete

  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • YouTube - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • YouTube - White Circle
  • Twitter - White Circle
Información de Villavicencio