Villavicencio fue iluminada por uno de los fenómenos naturales más extraordinarios